Fibonacci: ¿Qué son los retrocesos? ¿Cómo se operan?
El Golden Ratio Fibonacci.

Fibonacci: ¿Qué son los retrocesos? ¿Cómo se operan?

2399

Fibonacci: ¿Qué son los retrocesos? ¿Cómo se operan?

Dentro de nuestra Escuela de Tading, sobra decir que hemos hablado con anterioridad de la secuencia Fibonacci y diferentes técnicas derivadas de esta enigmática secuencia de números. Fibonacci, es una de las herramientas bursátiles más utilizadas y extendida en el mundo del trading.

Actualmente se utiliza como estrategia para entrar y salir del mercado, medir el retroceso o el impulso del precio de cualquier activo y como herramienta gráfica, para trazar los objetivos de los para poder tomar decisiones de inversión. Incluso como comentamos en otras ocasiones sirve para determinar nuestro stop-loss sobre todo si estamos operando en mercados con bajo apalancamiento, como puede ser el de las acciones.

En este artículo veremos cómo se utiliza, que es y cómo se interpretan las correcciones y las extensiones de Fibonacci, o cualquiera de sus variantes, ya sea a través de ratios o patrones gráficos,  que están basados a partir de la misma secuencia enigmática que nos rodea por todas las partes.

 ¿Quién fue Fibonacci?

Leornardo de Pisa, Fibonacci, fue un matemático italiano que se inició trabajando como era de esperar en esa época para las familias nobles de Italia. El trabajo por el cuál se hizo famoso fué el “Libre Abaci” (Libro de Cálculos).

Su obra, de gran influencia,  fue culpable que se extendiese el uso de los números aritméticos como los conocemos hoy en día en contraposición de la numeración romana. La legenda sitúan a Egipto y la Gran Pirámide de Guiza como grandes inspiradores de su obra.

La Gran Pirámide de Guiza nos arroja un dato curioso que seguro que nos sonará:

Guiza Fibonacci
Las proporciones de la Gran Pirámide de Guiza. Fibonacci.

La relación de la altura de la pirámide con respecto a la mitad de su base nos da el resultado de .618

Este ratio se encuentra a partir del resultado de dividir un numero de la  famosa sucesión y el siguiente (a partir del octavo 21/34) . La secuencia por si no la tenéis presente se obtiene a través de la suma del último junto con el anterior partiendo de 0 y 1. (0,1,1,2,3,5,8,13,34,55,89,144,233,377,….)

Fibonacci.
La sucesión de Fibonacci.

Esta sucesión tiene muchas aplicaciones en campos como las matemáticas, la computación, arquitectura y la teoría de juegos.

La aplicación de Fibonacci en los mercados financieros

En relación al trading y a los análisis financieros quizás estemos ante un ejemplo de qué fué antes el huevo o la gallina puesto que tenemos dos interroganes:

  • ¿Son los ratios los que están de forma innata en los mercados?
  • O por el contrario, ¿fue un amante de la geometría y las matemáticas dueño de un gran fondo que decidió usar estos ratios para decidir sus propios patrones de entrada y salida en el mercado?

Bien, sabemos que la aplicación de Fibonacci en los mercados financieros a mediados de los años 70 y posteriormente se extendió a través de las obras de Frost y Prechter gracias a su libro de la Teoría de las Ondas de Elliott, en el cuál se explicaba la estructura de las ondas gracias al uso de los números de Fibonacci.

Grandes matemáticos y analistas financieros se preocuparon entonces de intentar descifrar el comportamiento del mercado y llegaron a una cuestión problemática dado que observaban con desilusión que no todas las ondas de los precios respondian a las proporciones .382, .500, .618, 1,618 y no fue hasta el 1988 cuando se descubrió dos ratios más que fueron el .786 y el 1.27.

Los dos últimos ratios fueron obtenidos de las raíces cuadradas de .618 y 1.618. Obteniendo las proporciones que faltaban por encontrar. De hecho gracias a este descubrimiento se pudo perfeccionar el análisis técnico en los mercados financieros con gente como Bryce Gilmore y su primer libro “Geometría de los Mercados” o Robert Miner de Dynamic Traders que estaban fascinados por la teoría de los ratios armónicos.

El esfuerzo de cientos de analistas en búsqueda del Santo Grial nunca llegó a acabarse, se hicieron todo tipo de estudios al respecto buscando paralelismos de proporcionalidad en todos los mercados o incluso se trató de explicar el comportamiento de los ciclos de los mercados a través de análisis geométricos basados en proporciones Fibonacci, como puede ser la aproximación que hizo William Garrett en su libro “The Torque Analysis of Stock Market Cycles” en el 1972.

En fin sin duda es un tema apasionante con ese toque enigmático o mágico que intentamos los seres humanos buscar un sentido o explicación sin llegar a ninguna conclusión, como la búsqueda misma del Santo Grial.

No obstante para no ser totalmente escépticos acerca  de la eficacia o no de este tipo de análisis, decir que aunque los famosos “Golden Tatios” “Patrones Armónicos” o “Secuencias Fibonacci” no estén en la misma esencia del comportamiento de los mercados, su uso se ha extendido tanto que es el hombre el que ha alterado el comportamiento de los mercados gracias a su uso.  Sin ir más lejos, las maquinas de trading de alta frecuencia están programadas mediante algoritmos sucesiones de Fibonacci, con lo que no desterremos nuestras viejas herramientas de retrocesos o proyecciones en un gráfico.

 ¿Cómo se aplica Fibonacci al trading?

Seguro que habréis escuchado muchas veces la frase: “El IBEX35 ha retrocedido hasta el 61,8% de Fibonacci”. Está frase nos quiere decir que el precio ha retrocedido un 61.8% desde máximos de la subida previa o lo que es lo mismo un (máximo creciente o “HH”).

Desde luego, hay muchas escuelas de trading o profesores que dan mucho valor a este nivel de corrección precisamente porque después de un retroceso de un 61,8% se inicia un movimiento impulsivo considerable y eso ya lo sabemos de cuando estudiamos la teoría de las Ondas de Elliott.

¿Qué son los retrocesos de Fibonacci?

Retrocesos fibonacci
Los retrocesos de Fibonacci. Mostramos los niveles más comunes

Los retrocesos son aquellos movimientos del precio en contra de la tendencia (ya sea alcista o bajista) en los que el precio suele hacer un descanso o invertir su dirección. Al principio puede parece un poco confuso pero no lo es, los niveles se pueden trazar fácilmente con cualquier programa de gráficos.

Los porcentajes más utilizados dentro del análisis  técnico son:

  • 38.2%
  • 50%
  • 61.8%

Vamos a verlo  gracias a un ejemplo de tendencia alcista y otro de tendencia bajista. En este primer ejemplo vemos una corrección de una tendencia alcista que llega al 61,8% para continuar con la tendencia alcista por la cual estaba trabajando el precio:

Fibonacci retrocesos
Decisiones de compra a través de la herramienta gráfica de retrocesos de Fibonacci

En este caso observamos una corrección del 50% en una tendencia bajista. Posteriormente el precio continua la tendencia bajista:

retroceso fibonacci al 50%
Retroceso fibonacci al 50% en una tendencia bajista.

Elliott y ratios de Fibonacci

Mientras que la teoría de onda de Elliott puede proporcionar la forma y estructura de los movimientos de precios, muchos analistas y traders combinan estos principios con los ratios de Fibonacci que hemos comentado con el fin de medir el potencial de cada movimiento de los precios incluyendo su duración probable.

Decir que los ratios de Fibonacci por sí mismos tienen menos utilidad para predecir los movimientos del mercado en términos de precio y tiempo, pero junto con un enfoque estructurado – como el proporcionado por la Teoría de la Onda de Elliott – pueden ser una herramienta valiosa, incluso yo añadiría un oscilador o un indicador de volumen dependiendo del mercado que operemos.

Básicamente, lo que hace que la combinación de ondas y ratios de Fibonacci sea tan fructífera se puede resumir en algunas observaciones básicas:

  • Los ratios o relaciones de Fibonacci son por lo general niveles importantes de oferta y demanda o, lo que es lo mismo, de soporte y resistencia. Los niveles potenciales de impulso o de corrección (en función de la onda) son generalmente medidos en porcentajes de la longitud de la onda anterior. Los niveles más comunes son el 38%, 50%, 61,8% y 100%.
  • La forma es siempre el factor primordial en la teoría de la Onda de Elliott, mientras que los ratios de Fibonacci ayudan a determinar el momento adecuado. Los eventos con una distancia de tiempo de 13, 21, 34, 55, 89 y 144 períodos merecen una atención especial (donde “períodos” puede hacer referencia a cualquier escala temporal. Por ejemplo, si Vd. encuentra un giro crucial o el despliegue de un patrón en un gráfico diario, seguramente debemos esperar que se produzca otro movimiento importante 13, 21, etc. días después.
  • La onda 3 dentro de una secuencia de cinco ondas se ve influida por la onda 1 y por lo general muestra una relación de 1,618 la onda 1. Las otras dos ondas de impulso suelen ser de menor longitud e igual a las demás.
  • Un movimiento correctivo que sigue a un movimiento de impulso desde un mínimo o máximo significativo por lo general retrocede entre un 50% y 61,8% del impulso precedente.
  • La onda 4 generalmente corrige el 38,2% de la onda 3.
  • Dado que la onda 2 no se solapa con el inicio de la onda 1, es decir, el 100% de su longitud, el inicio de la onda 1 es un nivel ideal para situar stops.
  • El objetivo de la onda 5 puede ser calculado multiplicando la longitud de la onda de 1 por 3,236 (2 x 1,618).

¿Cómo se opera con Fibonacci?

Existen muchas maneras de operar con Fibonacci, de hecho hay incluso hasta sistemas de fibos que trazan automáticamente las lineas de retroceso siguiendo la acción del precio. Hay auténticos especialistas, traders capaces de calcular las extensiones basándose en el estudio de las velas para predecir los posibles movimientos. Vamos a explicaros la estrategia con la que se suelen sentir más cómodos el resto de los traders. Esta técnica suele ser muy efectiva para predecir niveles de precios.

La estrategia se basa en seguir los siguientes pasos:

1) Trazar un Fibonacci en una tendencia. Previamente hemos determinado la tendencia del gráfico a través de otros indicadores como pueden ser medias móviles, ADX etc…

2) Esperar hasta ver donde llegan las correcciones cuando el precio empieza a invertir su dirección. Esto lo podemos detectar bien por la aparición de Fractal (otro indicador técnico), bien por agotamiento del momentum o por el ADX.

3) Entrar en el mercado cuando el precio supere el máximo (tendencia alcista) o mínimo (tendencia bajista) siempre que no haya superado el nivel fibonacci que sea validado por un oscilador de momentum. De esta forma nos ahorramos sorpresas de última hora al entrar demasiado pronto y el precio continúa haciendo la corrección.

4) Una vez superado el máximo o mínimo copiaremos las extensiones y tendremos nuestro objetivo en una proyección de 161,8% del tramo correctivo. Podríamos considerar esto como una proyección dentro del Fibonacci que hemos trazado con anterioridad.

Os pongo otro ejemplo gráfico:

Fibonacci bajista
Correcciones Fibonacci en tendencia bajista

Esperamos que con este artículo te haya quedado claro qué son y cómo se operan los mercados atendiendo a técnicas basadas en proyecciones y retrocesos Fibonacci. Si te ha gustado, ¡comparte este artículo!

Summary
Review Date
Reviewed Item
Fibonacci: ¿Qué son los retrocesos? ¿Cómo se operan?
Author Rating
4