Historia de los derivados sobre el Ibex 35

Aún hoy en día existe cierta confusión acerca del origen y funcionamiento de los diferentes derivados sobre el Ibex 35. Es cierto, que el gran abanico en la oferta de productos financieros que parten de un modo u otro del Ibex 35, no ayuda a su comprensión y es por ello por lo que muchos inversores acaban obteniendo resultados negativos en sus carteras.

Con el fin de entender un poco mejor todos los derivados financieros que han ido surgiendo tomando como base el indice de referencia español (Ibex 35), vamos a tratar de explicar ciertos aspectos que consideramos fundamentales de los derivados sobre el Ibex 35 en España.

Origen y un poco de historia acerca de los derivados sobre el Ibex 35.

Podemos decir que en España, no es hasta el año 1992, cuando surge la idea del concepto de “mercado de derivados sobre el Ibex 35” y otros tipos de productos que van formando parte del panorama inversor nacional.

Es a partir de este año cuando ya se comienza a negociar este tipo de productos a través de dos vehículos financieros fundamentados en el Ibex:

  • Los futuros Ibex 35
  • Las opciones financieras Ibex 35

A partir de este año, podemos afirmar que estos cambios supuso una revolución en la forma como en el modo de invertir por parte de profesionales e inversores retail (minoristas) que vieron una infinidad de formas de cubrir sus inversiones a través de diferentes productos financieros.

conociendo los derivados del ibex 35
conociendo los derivados del ibex 35

Un año después de la fecha que hemos marcado como origen de este desencadenante de los derivados sobre el Ibex 35, es cuando se empieza a negociar tímidamente sobre opciones de algunas acciones de bolsa, que comienzan a aparecer como elemento de cobertura para las grandes carteras de inversión.

No obstante en estas fechas, que consideramos importantes porque supone un antes y un después en el panorama inversor español, como os podéis imaginar, el volumen negociado para este tipo de productos era bastante bajo.

En el caso de las opciones sobre acciones españolas del Ibex 35, el volumen que se operaba era bastante inferior al de la propia negociación de acciones del Ibex.

El crecimiento en la negociación de derivados sobre el Ibex 35

No obstante aparecieron diferentes aspectos que ayudaron al crecimiento de la negociación de los derivados sobre el Ibex 35 hasta hoy en día:

  • La evolución de los mercados electrónicos financieros.
  • El crecimiento de la popularidad entre los inversores ciertos indicadores técnicos.
  • La facilidad en los mecanismos para invertir a través de Brokers Online.

Estos puntos que comentados, sumados a otros tantos, han hecho que cada vez se operen más estos derivados sobre el Ibex 35, ya sea como objetivos puramente especuladores, o buscando un nuevo elemento de cobertura frente a tiempos de incertidumbre.

La realidad es que dicho crecimiento en las operaciones basadas en derivados sobre el Ibex 35 no ha parado de crecer desde su aparición en los años 90.  Por poner un caso con datos, y para que nos hagamos una idea de la importancia que van cobrando estos tipos de productos financieros, decir que en medio año de funcionamiento y puesta en marcha, la actividad que tomaba como base estos tipos de productos llegó a alcancar el 50% de la negociación efectiva real correspondiente al Mercado Continuo español. 

La eclosión real del crecimiento en el volumen negociado de productos derivados que tomaban como base el Ibex 35, no llegó hasta el año ´94 que fue cuando estos, llegaron a incrementarse hasta un 150% con respecto al año anterior, siendo este crecimiento sostenido en años sucesivos.

Breves pinceladas, a mayores, sobre estos tipos de productos financieros

Estos contratos de derivados sobre el Ibex 35, se puede decir que cuentan con la regulación y estandarización por parte del mercado del MEFF de la Renta Variable y la CNMV, con lo que se aconseja seguir los avisos que se nos hacen sobre todo a través de la CNMV para estar al tanto de cualquier cambio regulatorio o informativo en la negociación de derivados sobre el Ibex 35 como futuros u opciones financieras.