¿Quo Vadis Telefónica?

Telefónica está cambiando dicen algunos. Y sin embargo, al analizar pormenorizadamente todos los movimientos de la compañía, se sigue percibiendo un comportamiento errático que siempre la ha castigado en los resultados.

Recientemente, Telefónica (Tef.MC) ha realizado varias inversiones y ventas estratégicas que están reconfigurando la compañía al completo. Por un lado, Telefónica sigue aumentando sus inversiones en Latinoamérica, como acaba de hacer en Perú. Y por otro, está su salida de Telecom Italia (con una plusvalía de 380 millones de euros) y la mala venta de O2 en Marzo, lo que parecería una apuesta clara por salir de Europa… hasta que sabemos que acaban de pujar en Alemania 1198 millones de euros por las frecuencias en las bandas de 700 MHz, 900 MHz y 1.800 MHz en la subasta puesta en marcha por el Gobierno.

Y es que parece que Telefónica aun no tiene claro si quiere ser una compañía en muchos países o ser la dominadora de un continente.

En los últimos 25 años, Telefónica ha invertido 139.570 millones de dólares y tiene 131 millones de clientes en la región. Telefónica además se ha convertido en el líder de mercados como Brasil, Argentina, Chile y Perú. Es más, en 2014, el 28% de los accesos de Telefónica están en Brasil, donde la compañía tiene 95.6 millones de clientes, un 3% más que al 2013.

Unido al descenso de su negocio en España, y la dura competencia de Europa, parecería claro que el enfoque de Telefónica debería estar al 100% en Latinoamérica, donde aun quedan muchísimas oportunidades y el mercado telefónico y el de Triple Play aun están naciendo.

Ahora bien, las proyecciones de inversiones de Telefónica en el continente sudamericano en los próximos 10 años se sitúan en las decenas de miles de millones. ¿Podrán sacarles rentabilidad? ¿Es la estrategia de Telefónica en Latinoamérica la mejor opción?

Un ejemplo de crecimiento exponencial a bajo coste en países subdesarrollados podemos verlo en el mercado africano donde algunas compañías como MTN están realizando una expansión enorme de su negocio en una mezcla de ayuda humanitaria y comunicación exclusivamente con móvil. Estas estrategias de crecimiento están permitiendo llegar a poblaciones muy pobres (de las cuales también hay muchas en Latinoamérica) y a un precio mucho más asequible que las multimillonarias inversiones de Telefónica.

Aun así, la perspectiva de su Presidente, Cesar Alierta sigue siendo que Latinoamérica es su mercado fundamental, y dados los recientes análisis de Goldman Sachs poniendo como precio objetivo 15,1€ por acción, las perspectivas parecen ser buenas.

Ya veremos el rumbo que tomas Telefónica. Mientras tanto. ¡Buen Viaje!